No hay duda que decorar la casa es toda una aventura emocionante y divertida, pero desafortunadamente la mayoría de las veces resulta bastante caro. A pesar de ello, existen diferentes maneras en las que puedes decorar tu casa sin gastar mucho dinero y por lo general todo lo que se requiere es un poco de planeación y ajustarse al presupuesto.

GSi decorar tu casa sin gastar

Por ejemplo:

  1. Aprende a coser

Si aprendes a coser, tendrás la capacidad de hacer almohadas, sabanas, cortinas y una gran cantidad de otros elementos decorativos para tu hogar en solo un par de horas. En lugar de gastar 20 o 30€ en una almohada decorativa, puedes hacerla tu misma invirtiendo solamente 5€ en hilo y tela, incluso hasta podrás hacer dos. Lo mejor de todo es que tendrás la oportunidad de personalizar todos estos elementos a tu antojo, justo como tú quieres que se vean.

  1. Restaura tus muebles antiguos

Esta es otra forma conveniente de decorar la casa sin gastar una fortuna, principalmente cuando se trata de muebles que solo requieren de un poco de limpieza y un buen acabado de pintura. La gente suele pensar que al tratarse de muebles antiguos no van a juego con la decoración, sin embargo si nos aseguramos de restaurarlos adecuadamente podemos incluirlos en la decoración o incluso darles otro uso.

  1. Compra en tiendas de segunda mano

No creerás lo que la gente desecha por pensar que es inservible como elemento de decoración; en estas tiendas de segunda mano puedes encontrar verdaderas obras de arte y en muchos casos con hasta un 50% de descuento.

  1. Recicla lo que ya no uses

Una buena parte de la decoración en el hogar tiene que ver con pequeños accesorios como jarrones, marcos para cuadros, maceteros, etc. Sin embargo, en casa tenemos muchos artículos que no utilizamos o utilizamos muy poco y que bien podríamos reciclarlos y darles un nuevo uso decorativo. Una botella de vidrio de buen tamaño, la puedes transformar en florero, una lata la puedes decorar y utilizarla para guardar lápices y bolígrafos, en fin, las posibilidades son casi infinitas y todo está en que hechas a andar tu imaginación.

  1. Optar por lo minimalista

Por su puesto que la forma más fácil y rápida de ahorrar dinero en la decoración del hogar es simplemente comprar menos. Si optas por un diseño minimalista, significa que puedes lograr más con menos. Esto no solamente implica la adición de alguno que otro elemento decorativo con estilo minimalista, sino también llevar a cabo un cambio en el estilo de vida, la forma en la que tenemos organizadas las cosas, acomodar los elementos para disminuir el desorden, etc. Todo ello hará que te sientas más en paz y tranquilo contigo mismo y con tus finanzas.

Conclusión

No hay nada malo en querer decorar la casa sin gastar dinero y ciertamente eso es muy posible, solo hay que adoptar un espíritu creativo y de bricolaje para refinar los muebles, confeccionar nuestras propias almohadas o agregar elementos decorativos provenientes del reciclaje.